India y Brasil ayudan a frenar el bloqueo chino al suministro de submarinos con propulsión N de AUKUS a Australia

OIEA
La bandera del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) ondea frente a su sede en Viena, Austria 9 de septiembre de 2019. Foto: Reuters/Leonhard Foeger/Archivo

India, Brasil y otros países presionaron contra un proyecto de resolución patrocinado por China en el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), órgano de control de la energía atómica de la ONU, que habría bloqueado el suministro previsto de submarinos nucleares a Australia.

En septiembre de 2021, Estados Unidos, el Reino Unido y Australia anunciaron la formación de la alianza AUKUS para que Canberra pudiera adquirir al menos ocho submarinos nucleares. Dado que Washington elaboró la propuesta explícitamente para contrarrestar a China en Asia, Pekín se ha mostrado muy crítico con el plan de equipar a Australia con submarinos nucleares alimentados con uranio altamente enriquecido.

Aunque Brasil está trabajando con Francia en el desarrollo de submarinos nucleares y ha mantenido conversaciones con el OIEA sobre las salvaguardias y los procedimientos, esta sería la primera vez que un miembro del Tratado de No Proliferación Nuclear, además de los cinco estados con armas nucleares reconocidas, poseería y operaría submarinos nucleares. India ha adquirido dos submarinos nucleares pero nunca ha sido parte del TNP por considerarlo discriminatorio.

Mientras que el TNP prohíbe a los Estados no poseedores de armas nucleares poseerlas, no se prohíbe la propulsión nuclear de los submarinos armados convencionalmente.

Desde el año pasado, la iniciativa AUKUS ha sido un punto independiente en el orden del día de las reuniones trimestrales de la Junta de Gobernadores del OIEA, compuesta por 35 miembros.

Pekín se ha mostrado muy crítico con el plan de equipar a Australia con submarinos nucleares alimentados con uranio altamente enriquecido

En la última reunión de la Junta de Gobernadores, a principios de este mes, China se enfrentó a la alianza AUKUS.

El OIEA también había publicado un informe en el que se mostraba «satisfecho» con la cooperación de Estados Unidos, Australia y el Reino Unido en la vigilancia del material nuclear. China arremetió contra el informe, afirmando que el director general del OIEA «no puede ser reducido a una herramienta política de los tres países y ser utilizado para sacar conclusiones engañosas».

Una empresa petroquímica con sede en la India es una de las sancionadas por Estados Unidos por eludir las sanciones contra Irán

En la Conferencia General anual del OIEA, que comenzó el 26 de septiembre, China intensificó sus esfuerzos para impedir que AUKUS siguiera adelante, haciendo circular un proyecto de resolución. Al pedir una mayor supervisión, China esperaba impedir que Australia obtuviera los submarinos nucleares o, al menos, dificultar el proceso.

El 28 de septiembre, el tabloide estatal chino Global Times informó de que el acuerdo sobre los submarinos nucleares se revisaría oficialmente en la Conferencia General después de que «los miembros del OIEA expresaran su gran preocupación por el peligro potencial de proliferación nuclear». La información se atribuyó a la misión permanente de China ante la ONU en Viena.

Desde el año pasado, la iniciativa AUKUS ha sido un punto independiente en el orden del día de las reuniones trimestrales de la Junta de Gobernadores del OIEA, compuesta por 35 miembros

Sin embargo, no hubo otros informes que confirmaran el artículo del Global Times.

En cambio, el último día de la Conferencia General, China parece haber retirado su proyecto de resolución.

Funcionarios brasileños dijeron a The Wire que la medida china, aunque dirigida a Australia, habría ido en contra de los planes de Brasil de desarrollar también submarinos de propulsión nuclear. «Si China hubiera tenido éxito, habría sido un desastre para nosotros», dijo un funcionario.

Brasil también vio la maniobra china como un intento de debilitar la posición del director general del OIEA, Rafael Grossi, un argentino al que Brasilia tiene en alta estima.

Por cierto, el representante permanente de China ante el OIEA, Wang Qun, había encabezado la delegación china en la sesión plenaria de 2016 del Grupo de Suministradores Nucleares en Seúl. A diferencia de otros diplomáticos chinos, había hecho público ante los medios de comunicación el proceso a puerta cerrada sobre la «falta de consenso» que echó por tierra la solicitud de India para ser miembro del GSN.

Fuentes diplomáticas indias afirmaron que la delegación india ante el OIEA también se mostró activa a la hora de persuadir a varios países para que se opusieran al proyecto de resolución.

«India adoptó una visión objetiva de la iniciativa, reconociendo la solidez de la evaluación técnica del OIEA. La misión india ante el OIEA en Viena trabajó estrechamente con muchos Estados miembros del OIEA en este sentido», declaró la fuente.

Tras la presentación de la alianza AUKUS el año pasado, India se mostró optimista respecto a cualquier preocupación por la proliferación de tecnología nuclear. «…He visto que los australianos han aclarado que están trabajando en un submarino de propulsión nuclear, lo que significa que la propulsión se basa en la tecnología nuclear, pero no tendría ningún arma nuclear y, como tal, no contravendrá ninguno de los compromisos de Australia o internacionales con respecto a la cuestión de la proliferación nuclear», dijo el entonces secretario de Asuntos Exteriores de la India, Harsh Vardhan Shringla, el 21 de septiembre de 2021.

Cuando China se dio cuenta de que no sería capaz de obtener una mayoría, el proyecto de resolución fue retirado, dijeron fuentes indias.

Por cierto, los funcionarios indios afirmaron que el enfoque proactivo de Nueva Delhi en Viena fue especialmente apreciado por Estados Unidos, Reino Unido y Australia.

El mismo día en que India colaboraba con Occidente para frustrar la maniobra china sobre AUKUS en el OIEA, India se abstuvo en un proyecto de resolución patrocinado por Estados Unidos contra la anexión de territorios ucranianos por parte de Rusia en otro órgano de la ONU, el poderoso Consejo de Seguridad.

Nota: Este artículo se editó tras su publicación para añadir las aportaciones recibidas de funcionarios brasileños.

Artículo republicado de The Wire en el marco de un acuerdo entre ambas partes para compartir contenido. Link al artículo original:https://thewire.in/diplomacy/at-iaea-india-helps-to-stop-chinese-roadblock-to-aukus

Acerca del autor

The Wire es un sitio web indio de noticias y opinión sin ánimo de lucro que publica en inglés, hindi, marathi y urdu. Fue fundado en 2015 por Siddharth Varadarajan, Sidharth Bhatia y M. K. Venu y está organizado como una organización sin ánimo de lucro llamada Fundación para el Periodismo Independiente.

The Wire y ReporteAsia tienen un acuerdo para traducción e intercambio de contenidos.