Trazando la lucha contra el machismo y la violencia de género en Corea del Sur

violencia de género

En Corea del Sur, el machismo y la violencia de género son problemas significativos que afectan a la sociedad en varios niveles. Aunque el país ha experimentado un rápido desarrollo económico y social en las últimas décadas, las actitudes tradicionales de género persisten en muchos aspectos de la vida cotidiana.

Las mujeres coreanas viven en un país donde se ha naturalizado grabarlas por debajo de sus faldas en el transporte público, centros comerciales e incluso dentro de los baños o vestidores mediante cámaras ocultas. ste es uno de muchos de los prblemas que deben enfrentar. Las mujeres en Corea son vistas como subordinadas del hogar, siendo presionadas socialmente y casi obligadas a dejar sus trabajos y carreras profesionales para hacerse cargo de la familia.

Estos y otros conflictos son narrados por Nam-Joo en su novela «Kim Jiyoung, Born 1982», donde nos cuenta cómo las mujeres viven día a día en un país asolado por la misoginia.

Actualmente el país se encuentra en una crisis de natalidad, con 0,84% de hijos por mujer. El gobierno surcoreano ha invertido 210.000 millones de dólares en programas de natalidad, pero se abstiene de atender la fuente del «problema». Más del 80% de mujeres en el país cita la violenciade género como principal motivo para no querer casarse o tener hijos.

Algunos de los aspectos más destacables de la violencia contra la mujer

La violencia doméstica y la agresión sexual son de los problemas más importantes. Las mujeres a menudo enfrentan violencia física, emocional y sexual en el hogar. Lo más grave  es que las tasas de denuncia de estos delitos son bajas debido al estigma social y la falta de apoyo institucional. La cultura del silencio en torno a estos problemas dificulta que las víctimas busquen ayuda y justicia.

Aunque las mujeres en el país tienen altos niveles de educación y participación en la fuerza laboral, enfrentan barreras significativas para avanzar en sus carreras. La brecha salarial de género es notable, y las mujeres enfrentan discriminación en términos de oportunidades de empleo y ascenso. Las expectativas sociales tradicionales a menudo las relegan a roles domésticos y de cuidado de la familia, lo que limita su participación en la vida profesional y pública.

Crisis de natalidad en Japón y Corea del Sur: mínimos históricos en 2023

Existe una fuerte presión cultural y social sobre las mujeres para cumplir con los estándares tradicionales de feminidad y belleza, lo que contribuye a la baja autoestima y los trastornos alimenticios.

Las mujeres en Corea del Sur a menudo son objetivadas y sexualizadas en los medios de comunicación y la cultura popular con total naturalidad.

A pesar de estos desafíos, hay un creciente movimiento feminista que busca abordar y combatir el machismo y la violencia de género en la sociedad. Este movimiento ha ganado visibilidad y apoyo en los últimos años, y ha presionado por cambios legislativos y sociales para abordar estas cuestiones de manera más efectiva. Sin embargo, aún queda mucho por hacer para lograr la igualdad de género y erradicar la violencia contra las mujeres en Corea del Sur.

 

 

+ posts

Buscá en Reporte Asia