Unificación de temas estratégicos del G20: reunión conjunta de las Vías Sherpa y Financiera

Sherpas Finanzas

Para que las prioridades debatidas por los países miembros del G20 se hagan realidad y marquen una diferencia real en la vida de las personas, es esencial que el dinero llegue a proyectos y acciones en los países en desarrollo.

Con este encuentro entre proyectos y financiación en mente, los Sherpas del G20 y la Vía de Finanzas han empezado a trabajar bajo la presidencia brasileña celebrando reuniones conjuntas. La propuesta, inédita en la historia del G20, fue bien recibida por los países miembros y dialoga con las tres prioridades establecidas para el Grupo el próximo año.

Se trata de agendas urgentes para un mundo en crisis, que no sólo requieren el acceso inmediato a los recursos financieros existentes, sino también nuevas contribuciones, especialmente de los países desarrollados. La idea es crear vías para que el dinero llegue más rápida y fácilmente a los lugares señalados y genere impactos concretos lo antes posible.

«En los últimos años se han aprobado muchas declaraciones, notas e informes. Pero las decisiones no siempre salen de la mesa de dibujo. La articulación entre las vías política y financiera que componen el G20 será esencial para el buen funcionamiento del grupo», afirmó el presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, en una declaración durante la reunión conjunta de las Vías Sherpas y Financiera.

En la Vía de Finanzas se intenta movilizar recursos públicos y privados para ayudar a los países emergentes, en desarrollo y más pobres. La embajadora Tatiana Rosito, coordinadora del G20 Finance Track, subrayó la necesidad de asociaciones entre Estados y los sectores público y privado para atraer inversiones en diferentes proyectos, desde la transición energética y la adaptación al cambio climático hasta la lucha contra la pobreza. «La resolución de la deuda, por ejemplo, es crucial para el desarrollo de estos países», dijo.

«En el caso de la lucha contra el hambre y la pobreza y la desigualdad, hay pleno acuerdo entre los países para que este tema avance de forma concreta», subrayó el sherpa brasileño, el embajador Mauricio Lyrio.»Es un tema urgente que requiere esfuerzos globales», enfatizó.

Temas transversales

La presidencia brasileña presentará temas prioritarios para las discusiones y soluciones del G20. Diferentes Grupos de Trabajo de las dos vías discutirán e impulsarán estos temas.

Las reuniones del G20 se celebran esta semana en Brasilia

Un ejemplo es el GT Finanzas Sostenibles, parte de la Vía de Finanzas, que busca promover transiciones hacia economías más verdes, resilientes e inclusivas, identificando barreras institucionales a estos recursos. O el GT Infraestructuras, que también forma parte de la Vía de Finanzas, que ha estado abordando cómo aumentar los recursos para el desarrollo sostenible y cómo hacer que las infraestructuras sean más resilientes e inclusivas, movilizando recursos de diferentes fuentes, especialmente para los países en desarrollo y los más vulnerables.

Esto demuestra que la agenda técnica de los grupos de trabajo a lo largo del año será fundamental para construir consensos y propuestas centradas en soluciones de aplicación inmediata.»Es inaceptable que un mundo capaz de generar riquezas del orden de 100 billones de dólares al año viva con hambre para más de 735 millones de personas y pobreza para más del 8% de la población», afirmó Lula.

Reunión conjunta

La primera ronda de reuniones del G20 en Brasil comenzó el lunes 11 y se prolongará hasta el viernes 15 en Brasilia, en el Palacio de Itamaraty. La reunión celebrada el 13 de diciembre, que contó con un discurso inaugural del Presidente Lula, entrelaza el trabajo de los sherpas y de las mesas de Finanzas e incluye a representantes de 19 países, de las Uniones Africana y Europea, así como a viceministros de Finanzas y vicepresidentes de los bancos centrales del G20.

La idea es crear vías para que el dinero llegue más rápida y fácilmente a los lugares señalados y genere impactos concretos lo antes posible

Tras este primer ciclo de alineación de los trabajos para la cumbre, que se celebrará en noviembre de 2024 en Río de Janeiro, las próximas reuniones del G20 están previstas para la segunda semana de enero, a través de videoconferencia.

+ posts

Buscá en Reporte Asia