El mamianqun: resurgimiento de la elegancia tradicional

mamianqun

El mamianqun, conocido coloquialmente como la «falda de cara de caballo», se erige como un estilo quintesencial dentro del hanfu, la vestimenta tradicional del pueblo étnico mayoritario de China, los Han. Estas prendas centenarias pero elegantes han experimentado un resurgimiento en los últimos años, especialmente entre la generación más joven, liderando la emergencia de una nueva estética china.

Habiendo evolucionado a lo largo de siglos, transitando desde el «xuanqun» en la dinastía Song (960-1279) hacia estilos más distintivos durante las dinastías Ming (1368-1644) y Qing (1644-1911), y adaptándose a diseños contemporáneos, el mamianqun ha experimentado numerosas transformaciones.

Durante la dinastía Ming, mujeres de todas las clases sociales en la ciudad capital adoptaron el mamianqun, mientras que durante la dinastía Qing evolucionó hasta convertirse en una prenda femenina de uso diario. Incluso a principios del siglo XX, el mamianqun conservaba el estilo holgado y la intrincada artesanía de la dinastía Qing, pero con una gradual simplificación en su estética.

mamianqun

El resurgimiento del mamianqun

El Festival de Primavera de 2024 presenció un resurgimiento en la popularidad de esta vestimenta tradicional. En el condado de Caoxian, provincia de Shandong, un importante centro de producción de hanfu que ostenta una cifra de ventas anuales que supera los 7 mil millones de yuanes ($974 millones de dólares), las ventas de mamianqun para el Año del Dragón superaron los 300 millones de yuanes, desatando discusiones en todas las plataformas de redes sociales.

La tendencia ha sido alimentada aún más por la adopción del mamianqun por parte de celebridades e influencers, no solo en China sino también en el escenario internacional, con publicaciones entusiastas en diversas plataformas de redes sociales. Estas prendas no solo complementan la ropa moderna para el uso diario, sino que también encarnan un rico patrimonio y practicidad, simbolizando el resurgimiento del patrimonio cultural de China e impulsando el gasto minorista en el proceso.

 

+ posts

Buscá en Reporte Asia