China considera flexibilizar políticas restrictivas para juegos tras pérdidas financieras en el mercado

El gobierno chino está evaluando la posibilidad de flexibilizar las políticas restrictivas para los juegos gratuitos, después de las considerables pérdidas financieras sufridas por compañías locales, como Tencent y NetEase. Estas pérdidas, que superaron los 80 mil millones de dólares en valor de mercado para ambas empresas, están directamente relacionadas con las recientes restricciones anunciadas en los sistemas de bonificación y los límites de gasto.

La medida de revisar las políticas de juegos gratuitos ha llevado a la destitución de Feng Shixin del liderazgo del Departamento de Publicidad del Partido Comunista, entidad encargada de gestionar la industria del juego en China a través de la Administración Nacional de Prensa y Publicaciones, la cual propuso las nuevas reglas para el mercado.

Aunque no hay confirmación oficial sobre la destitución de Shixin ni detalles específicos sobre las reglas que se planea relajar, se espera que estas medidas busquen calmar el mercado. Sin embargo, persisten preocupaciones sobre el futuro de la industria del juego local.

Tencent acelera las recompras de acciones en respuesta a las nuevas regulaciones chinas

Las leyes chinas implementadas en 2021 tienen como objetivo reforzar medidas para limitar el tiempo de juego de los jóvenes. Además, el gobierno ha restringido las aprobaciones para la publicación de juegos extranjeros, abordando así preocupaciones sociales.

A pesar de estas restricciones, empresas como Activision Blizzard podrían ver en las audiencias locales una oportunidad para expandir su base de usuarios. Rumores indican que la nueva dirección está considerando colaborar nuevamente con NetEase para revivir las operaciones locales de títulos populares como World of Warcraft y Overwatch.

+ posts

Buscá en Reporte Asia