El ADB apoya el primer bono social de Tailandia

El Banco Asiático de Desarrollo (ADB) ha apoyado el primer bono social de Tailandia emitido por una institución financiera estatal según las normas de bonos sociales de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN).

El pasado 24 de junio, el Government Savings Bank (GSB) emitió un bono social de 10.000 millones de baht tailandeses (unos 295 millones de dólares) con un vencimiento de 3 años.

El bono se vendió a inversores institucionales tailandeses y a inversores de alto poder adquisitivo, contribuyendo así al desarrollo de un mercado de bonos sostenible en Tailandia.

GSB utilizará los ingresos para apoyar su programa social, destinado a erradicar la pobreza extrema y reducir la desigualdad.

En particular, los ingresos se utilizarán para apoyar políticas gubernamentales como la concesión de préstamos a bajo interés a clientes de base para mejorar sus condiciones de vida y hacer frente al endeudamiento informal; el desarrollo de las capacidades profesionales, especialmente entre los desempleados y los grupos vulnerables afectados por el COVID-19; y el apoyo a los empresarios y las comunidades a través de préstamos a bajo interés y otras medidas correctoras dirigidas a las pequeñas y medianas empresas afectadas por la pandemia.

ADB: El crecimiento del mercado de bonos se ralentiza en los países emergentes de Asia Oriental

«Esta innovadora operación pone de manifiesto el compromiso del ADB de apoyar el desarrollo del mercado de capitales sostenible de Tailandia como forma de ayudar al país a lograr una recuperación a largo plazo, ecológica e inclusiva de la COVID-19», dijo el Director de País del ADB para Tailandia y Jefe del Mecanismo Catalítico de Financiación Verde de la ASEAN (ACGF), Anouj Mehta.

«El GSB está mostrando cómo las instituciones financieras estatales pueden demostrar su compromiso con la sostenibilidad social».

El ADB proporcionó asistencia técnica a través de una colaboración entre la Iniciativa Asiática de Mercados de Bonos (ABMI) y el ACGF.

La ABMI es una iniciativa de los gobiernos de la ASEAN, la República Popular China, Japón y la República de Corea para desarrollar mercados de bonos en moneda local.

Por su parte, el ACGF es una iniciativa del Fondo de Infraestructuras de la ASEAN para acelerar las inversiones en infraestructuras verdes en el Sudeste Asiático.

«Esperamos que otras instituciones financieras estatales de la región consideren esta transacción como un modelo, allanando el camino hacia emisiones de bonos más sostenibles y una mayor transparencia entre las empresas estatales», dijo el especialista del sector financiero del ADB, Kosintr Puongsophol.