El ADB aprueba proyectos de 157 millones de dólares para impulsar la competitividad agrícola en Mongolia

ADB Mongolia

El Banco Asiático de Desarrollo (ADB) ha anunciado la aprobación de dos proyectos por un total de 157,1 millones de dólares destinados a fortalecer la competitividad agrícola y mejorar el comercio y la logística en Mongolia.

«El ADB es el principal socio de desarrollo de Mongolia en los ámbitos del comercio, el transporte y la logística, que son cruciales para impulsar un crecimiento sostenible e integrador», afirmó Shannon Cowlin, Directora del ADB para Mongolia. «Estos proyectos contribuirán a mejorar las políticas e inversiones en infraestructura, aumentando la eficiencia comercial, el acceso al mercado y diversificando las oportunidades de subsistencia».

El primero de los proyectos, el Proyecto de Desarrollo Agrícola y Rural, Fase 2, cuenta con una inversión de 57,1 millones de dólares y tiene como objetivo mejorar la competitividad y la resistencia climática del sector agrícola en Mongolia. Se centrará en la adopción de tecnologías por parte de las empresas agrícolas para aumentar la capacidad de procesamiento y fabricación de valor añadido.

Además, apoyará la mejora de las operaciones comerciales y las normas de calidad para impulsar las exportaciones. El proyecto también brindará apoyo a pastores y agricultores para optimizar la producción mediante la mejora de la calidad del ganado, el desarrollo de capacidades en producción resistente al clima y la formación en prácticas ganaderas esenciales.

Asociación entre el ADB, GEAPP y MAS para financiar la transición energética en Asia

Por otro lado, el Proyecto de Eficiencia Fronteriza para un Comercio Sostenible, con una inversión de 100 millones de dólares, buscará aumentar la resistencia del sector comercial, promover la diversificación de las exportaciones y mejorar la eficiencia del movimiento de personas y mercancías a través de los puertos terrestres.

Este proyecto incluirá la modernización de instalaciones fronterizas, la incorporación de medidas de adaptación al clima, la instalación de tecnología y equipos fronterizos inteligentes, y la mejora de los sistemas de facilitación del comercio.

Además, se fortalecerá la seguridad sanitaria regional mediante la vigilancia, detección precoz y respuesta a enfermedades infecciosas en humanos y animales, así como amenazas biológicas asociadas a productos agrícolas. El proyecto introducirá mecanismos de coordinación de «Una sola salud» en las fronteras, buscando optimizar la salud de personas, animales y ecosistemas.

La financiación incluye una subvención de 5 millones de dólares del Fondo Asiático de Desarrollo, el cual otorga subvenciones a los países miembros más pobres y vulnerables del ADB. Estos proyectos representan un paso significativo hacia el fortalecimiento de la infraestructura y la resiliencia económica de Mongolia, promoviendo un desarrollo sostenible y equitativo en la región.

+ posts

Buscá en Reporte Asia