Cocinando Japchae: un plato versátil y antiguo de la cocina coreana

Japchae

El Japchae es un plato coreano popular que consiste en fideos de batata transparentes, también conocidos como fideos de almidón de patata dulce, salteados con una variedad de verduras y a menudo carne (como res, pollo o cerdo), todo sazonado con salsa de soja y aceite de sésamo. Es un plato colorido, sabroso y versátil que se puede disfrutar tanto caliente como frío.

Tiene sus raíces en la cocina de la corte real coreana durante la dinastía Joseon (1392-1910). Originalmente, era un plato de banquetes servido en ocasiones especiales y ceremonias. Con el tiempo, se popularizó entre el pueblo coreano y se convirtió en un plato común en las celebraciones familiares y festivales.

En la mesa, se sirve típicamente en un plato grande y se presenta como un plato central junto con otros platos banchan (acompañamientos) en una comida coreana. A menudo se sirve como plato principal en reuniones familiares, celebraciones y ocasiones especiales.

Para disfrutar del Japchae, se toma una porción con palillos y se coloca en un plato pequeño o directamente en la boca. Es común enrollar los fideos alrededor de los palillos para facilitar la manipulación. Algunas personas también agregan un poco de arroz al Japchae para equilibrar los sabores y texturas.

El Japchae es apreciado por su sabor dulce y salado, así como por su textura suave y ligeramente elástica de los fideos de batata.

Cómo preparar Japchae casero

Ingredientes:

  • 200 g de fideos de almidón de batata (japchae)
  • 100 g de carne (res, pollo o cerdo), cortada en tiras finas
  • 1 zanahoria, cortada en tiras delgadas
  • 100 g de espinacas frescas
  • 100 g de champiñones, cortados en rodajas finas
  • 1 cebolla, cortada en tiras
  • 3 dientes de ajo, picados
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo
  • 3 cucharadas de salsa de soja
  • 1 cucharada de azúcar
  • Sal al gusto
  • Semillas de sésamo tostado para decorar

  1. Cocina los fideos de almidón de batata en agua hirviendo siguiendo las instrucciones del paquete. Cuando estén tiernos, escúrrelos y enjuágalos con agua fría para detener la cocción. Luego, mézclalos con una cucharada de aceite de sésamo para evitar que se peguen y reserva.
  2. En una sartén grande o wok, calienta una cucharada de aceite de sésamo a fuego medio-alto. Agrega la carne cortada en tiras y saltea hasta que esté cocida por completo. Retira la carne de la sartén y reserva.
  3. En la misma sartén, agrega un poco más de aceite de sésamo si es necesario y saltea el ajo picado hasta que esté fragante. Luego, añade las zanahorias y los champiñones y saltea durante unos minutos hasta que estén tiernos.
  4. Agrega las espinacas a la sartén y saltea hasta que se marchiten. Luego, añade la cebolla y continúa cocinando hasta que esté transparente.
  5. Vuelve a agregar la carne cocida a la sartén y mezcla todos los ingredientes. Luego, agrega los fideos de batata cocidos y la salsa de soja. Cocina por unos minutos más, revolviendo constantemente, hasta que todo esté bien combinado y caliente.
  6. Prueba y ajusta la sazón con un poco de sal y azúcar según sea necesario.
  7. Sirve el Japchae caliente o a temperatura ambiente, espolvoreado con semillas de sésamo tostado para decorar.

 

 

+ posts

Buscá en Reporte Asia