Filipinas anuncia compromisos humanitarios en el II Foro Mundial sobre Refugiados de Ginebra

Foro Mundial sobre Refugiados

Filipinas renovó su compromiso de contribuir a la agenda humanitaria mundial anunciando veinticuatro compromisos orientados a reforzar los mecanismos de protección y las soluciones duraderas para los refugiados, los apátridas, los solicitantes de asilo y otras personas de interés, durante el II Foro Mundial sobre Refugiados celebrado del 13 al 15 de diciembre de 2023.

Al frente de la delegación filipina estaba el subsecretario del Departamento de Justicia, Raúl Vásquez, quien declaró que las promesas de Filipinas pretenden continuar sin fisuras la labor humanitaria del país aprovechando las iniciativas existentes, en particular las que han tenido éxito en los últimos años, como el programa Caminos Complementarios para los rohingya y otras campañas contra la apatridia en Mindanao.

«Hemos escuchado el llamamiento a ser más ambiciosos y nos hemos propuesto serlo», declaró el Subsecretario Vásquez. «Además de nuestras promesas, también anunciamos un aumento del 50% en nuestra contribución voluntaria al ACNUR, cuyo trabajo también apoya el Pacto Mundial sobre los Refugiados».

La embajadora de Filipinas en Camboya discute la cooperación bilateral con el ministro del Interior

Las promesas ampliarán la prestación de una serie de servicios sociales, mejorarán la gobernanza y la creación de instituciones y fomentarán la inclusión, en particular de las personas en situación de vulnerabilidad, como las mujeres y los niños, las personas con discapacidad y los pueblos indígenas.

«A lo largo del siglo pasado, acogimos a un número considerablemente mayor, ya que nueve oleadas de refugiados buscaron cobijo en nuestras costas», recordó el Subsecretario Vásquez en el foro. Añadió que por ello Filipinas «se toma muy en serio nuestro papel de acoger a un número relativamente pequeño de refugiados, apátridas y solicitantes de asilo».

También hizo un llamamiento a la solidaridad y la empatía a la hora de poner en práctica los compromisos y el Pacto Mundial sobre Refugiados, y reafirmó que Filipinas, como país intermedio, está dispuesta a cooperar con la comunidad mundial para poner fin a la apatridia.Concluyó diciendo que todas las partes interesadas «no deben olvidar la más fundamental de nuestras consideraciones: los derechos, la inclusión, la seguridad y el bienestar de todas las personas desplazadas».

Las promesas ampliarán la prestación de una serie de servicios sociales, mejorarán la gobernanza y la creación de instituciones y fomentarán la inclusión

Funcionarios filipinos también compartieron las experiencias del país durante varios actos vinculados y paralelos: Kristine Leilani Salle, Representante Permanente Adjunta de la Misión, sobre «Enfoques multipartitos para poner fin a la apatridia», Dennis Arvin Chan, Consejero de Estado Jefe del Departamento de Justicia, sobre «Acceso a la protección: Sistemas de asilo, asistencia jurídica y derechos humanos» y «De las promesas a los resultados: Hacer realidad un mundo libre de apatridia mediante la colaboración», y el Consejero de Estado Paulito de Jesus sobre «La movilidad como solución: Ampliar las vías de acceso a terceros países a través de la educación terciaria».

La delegación filipina en el II Foro Mundial sobre Refugiados estuvo compuesta por funcionarios del Departamento de Justicia y de la Misión Permanente de Filipinas. Los programas e iniciativas de Filipinas sobre refugiados y otras personas de interés están encabezados por la Unidad de Protección de Refugiados y Apátridas del Departamento de Justicia (DOJ-RSPPU).

+ posts

Buscá en Reporte Asia