El estado del comercio exterior de China

A pesar de que el comercio exterior de China logró un rendimiento estable en los primeros cuatro meses del año, el gobierno ha declarado que se necesitan realizar diversos esfuerzos en esta área, ya que el sector de las exportaciones se enfrenta a múltiples desafíos y riesgos, como una base elevada del año pasado, y algunos factores internos y externos, incluyendo el conflicto entre Rusia y Ucrania.

China intenta garantizar la fluidez de las actividades logísticas y de producción, y reforzar la cooperación económica regional para apoyar su comercio exterior y aliviar la presión sobre sus exportadores, temiendo que el impacto del reciente resurgimiento del COVID-19 interno pueda durar un tiempo.

En términos anuales, el valor total del comercio exterior de China aumentó un 7,9%, llegando hasta los 12,58 billones de yuanes (1,88 billones de dólares) entre enero y abril de 2022, con un incremento de las exportaciones del 10,3% respecto al mismo periodo del año anterior, hasta los 6,97 billones de yuanes, y un crecimiento de las importaciones del 5%, hasta los 5,61 billones de yuanes, según datos de la  Administración General de Aduanas.

Sin embargo, considerando sólo los números de abril, mientras que las exportaciones del país asiático crecieron un 1,9 por ciento interanual hasta los 1,74 billones de yuanes, las importaciones cayeron un 2 por ciento hasta los 1,41 billones de yuanes.

Esta caída de las importaciones el último mes se debe principalmente al resurgimiento del COVID-19 en la región china del delta del río Yangtze, ya que las medidas de aislamiento social en este lugar, ha alargado el proceso de despacho de aduanas y la logística.

Foto aérea tomada que muestra una vista de la Terminal de Contenedores Longtan del Puerto de Nanjing en la ciudad de Nanjing, provincia de Jiangsu. [Foto/Xinhua]
Además China ha tenido que enfrentarse a la feroz competencia de los países del sudeste asiático en el ámbito de los sectores manufactureros de gran intensidad de mano de obra en lo que va de año, y el mes pasado se ralentizó el flujo de mercancías de las exportaciones chinas en los puertos de Shanghái, limitado por las estrictas medidas de prevención de epidemias.

Sin embargo, ante un entorno exterior más complejo y severo, el gobierno chino está confiado en que los fundamentos del sólido crecimiento económico de China a largo plazo no cambiarán.

«El objetivo de China de mantener la estabilidad y mejorar el comercio exterior a lo largo del año sigue estando bien respaldado», dijo Li Kuiwen, director del departamento de estadísticas y análisis de la administración, y añadió que “una cooperación económica regional más estrecha y la optimización continua de la disposición comercial impulsarán aún más las exportaciones e importaciones de China con otros signatarios de la Asociación Económica Integral Regional y las economías relacionadas con la Iniciativa de la Franja y la Ruta”.

La respuesta gubernamental 

Funcionarios del gobierno chino consideran necesario acelerar la reanudación de los trabajos en la región del delta del río Yangtze e introducir políticas para seguir bajando los precios de los productos básicos para aliviar la presión sobre los exportadores chinos.

El gobierno también ayudará a las empresas orientadas a la exportación a conseguir más pedidos a través de los canales online y offline, y aumentará aún más el apoyo crediticio a las mismas, especialmente a las pequeñas, medianas y microempresas.

«Aceleramos el crecimiento de nuevas formas de comercio exterior, como el comercio electrónico transfronterizo y otras empresas, estableceremos una lista negativa nacional para el comercio transfronterizo de servicios y fomentaremos nuevas áreas de crecimiento para el comercio de servicios», dijo en una entrevista reciente Sheng Qiuping, viceministro de Comercio.

Un trabajador en el taller de un proveedor de envases en la Zona de Desarrollo Económico de Sihong, en la ciudad de Suqian, provincia de Jiangsu, en el este de China.[Foto/Xinhua]
El gobierno mantendrá el papel de liderazgo de las grandes empresas de comercio exterior y acelerará su cultivo de «pequeños gigantes», o pequeñas y medianas empresas innovadoras que han desempeñado un papel crucial en la consolidación de las cadenas de suministro e industriales del gigante asiático.

A través de la asistencia política, el ministerio comenzó a trabajar con China Export and Credit Insurance Corp a finales de febrero para dar pleno juego al papel del seguro de crédito a la exportación en la prevención de riesgos y la mejora del crédito.

Al intensificar el uso del seguro de crédito a la exportación, el ministerio protegerá a los exportadores del riesgo de impago por parte de los compradores extranjeros y mejorará la capacidad de cobertura de riesgos de las empresas de comercio exterior en medio de las fluctuaciones del tipo de cambio renminbi-dólar estadounidense, como parte de los esfuerzos para estabilizar las entidades del mercado y estimular el crecimiento del comercio exterior.

Con el objetivo de seguir siendo un actor principal en el comercio internacional y de cumplir las metas económicas propuestas por el XIV Plan Quinquenal 2021-2025, China realiza todos los esfuerzos posibles para ayudar a que su comercio exterior no pierda el impulso que ha tenido en los últimos años y que su crecimiento siga a un ritmo constante.

Acerca del autor

Es Ingeniero Industrial del ITBA (Instituto Tecnológico de Buenos Aires). Ha sido CEO y Director de varias compañías de servicios de infraestructura. Actualmente brinda servicios de consultoría en relaciones y estrategias con China. https://javiersanchezcaballero.com/