La familia Marchionni avanza en Asia con las exportaciones de maíz pisingallo

maíz pisingallo

En los últimos años, la familia Marchionni ha logrado consolidarse como uno de los principales actores en la exportación de maíz pisingallo. Gracias a su visión estratégica y su compromiso con la calidad, esta familia de productores ha logrado conquistar nuevos mercados y expandir su presencia en la región asiática.

El maíz pisingallo, también conocido como maíz palomero, es una variedad de maíz especialmente cultivada para la producción de la la popular golosina conocida como “pochoclo” o “pororó” en Argentina, aunque también tiene otros nombres a lo largo de Latinoamérica como “palomitas de maíz” en México, “pipocas” en Brasil, “cabritas” en Chile, entre otros. 

La característica principal de este tipo de maíz es una textura crujiente y un sabor inigualable. Este producto se ha vuelto cada vez más popular en Asia, donde los “popcorn” son un aperitivo muy apreciado.

Argentina y el maíz 

Argentina es uno de los principales productores de maíz a nivel mundial, pero considerando específicamente al pisingallo, Argentina aparece como el segundo productor a nivel mundial (solo por detrás de Estados Unidos) y el principal exportador, ya que de las 220 mil toneladas que produce, solo 10 mil son para consumo interno, el resto abastece al mercado mundial. 

El país cuenta con condiciones climáticas y geográficas ideales para su cultivo, lo que ha permitido que se convierta en uno de los líderes en la producción de este maíz.

Las zonas de producción de maíz pisingallo en Argentina se encuentran principalmente en las provincias de Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Tucumán y Salta. Estas regiones cuentan con suelos fértiles y un clima templado, lo que favorece el desarrollo de estos cultivos. Además, la disponibilidad de agua para el riego y la existencia de tecnología agrícola avanzada han contribuido al éxito de la producción de maíz pisingallo en el país.

El cultivo de maíz pisingallo en Argentina ha experimentado un crecimiento constante en los últimos años. Según datos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, el cultivo de maíz pisingallo ocupa entre 40.000 y 55.000 hectáreas. El 95% de los granos producidos se exportan. 

La originación de maíz pisingallo debe realizarse de manera inteligente, ya que un pronunciado aumento en la producción de un año al otro puede promover un descenso marcado en el precio.  

Si bien el cultivo de maíz pisingallo compite directamente en la decisión de siembra con el maíz común, el valor agregado que se le da posterior a la cosecha es marcadamente mayor con un incremento del FAS a FOB del 100%. 

La producción de granos en Argentina creció en casi 50 millones de toneladas en los últimos 10 años, al pasar de 90,7 millones de toneladas a 139 millones de toneladas en la campaña 2020/2021. 

El maíz pisingallo argentino se destaca por su calidad y sabor. Los granos son seleccionados cuidadosamente y sometidos a un riguroso proceso de control de calidad para garantizar su excelencia. Esto ha permitido que el maíz pisingallo argentino sea reconocido y valorado en los mercados internacionales. 

El éxito de la familia Marchionni

La familia Marchionni, ha sabido aprovechar esta creciente demanda del maíz argentino y se ha hecho un lugar en uno de los mercados más codiciados por los productores agrícolas, el mercado asiático.

Su experiencia en el cultivo de maíz y su dedicación a la calidad les ha permitido establecer relaciones comerciales sólidas con importadores y distribuidores en países de todo el globo.

Uno de los factores clave del éxito de la familia Marchionni ha sido abarcar toda la cadena de valor agregado, desde la producción de semillas híbridas propias, el procesamiento y su posterior exportación. La compañía se asegura de seguir los más altos estándares de calidad para garantizar que sus clientes reciban un maíz pisingallo de primera categoría, para lo que cuenta con certificaciones internacionales, como por ejemplo, las certificaciones ISO 9001 y BRC.

El trabajo de la familia Marchionni se realiza bajo la empresa Alberto L. Marchionni S.A., encargada de la producción y exportación, no solo del maíz, sino también de otros productos como arvejas y garbanzo, a los distintos mercados. 

La empresa, fundada en 1995, tiene su sede en Hughes, provincia de Santa Fe, tiene una amplia trayectoria en la producción, procesamiento y venta tanto de semillas como de productos de consumo humano. En la actualidad, exporta a más de 30 países en cuatro continentes.

En 2023, la empresa produjo 30.000 toneladas de granos, de las cuales una gran proporción fueron exportadas. La empresa ha logrado posicionarse como uno de los principales proveedores de maíz pisingallo en la región, generando empleo y divisas para el país.

La empresa también ha consolidado su presencia en importantes ferias internacionales, destacando su participación en eventos clave que fortalecen su posición en el mercado global. 

Entre las ferias más relevantes en las que Alberto L. Marchionni S.A. participa se encuentra Gulfood, la feria líder en Oriente Medio dedicada a servicios de alimentos y sectores de hospitalidad. Esta feria, que se celebra anualmente en febrero, reúne a expertos internacionales y profesionales para debatir las cuestiones fundamentales que impulsan la industria alimentaria. La próxima edición está programada del 19 al 23 de febrero de 2024.

La empresa también marca presencia en Sial, la feria mundial de innovación alimentaria que presenta las últimas tendencias y novedades del sector. Este evento, que se celebra cada dos años en octubre, atrae a miles de expositores y visitantes de todo el mundo. La próxima edición, que celebrará el 60 aniversario del evento, está programada del 19 al 23 de octubre de 2024.

Asimismo, la empresa familiar de los Marchionni participa activamente en Anuga, la mayor feria de alimentos y bebidas del mundo que cubre todos los segmentos de mercado con sus 10 ferias especializadas. 

En cuanto al segmento local, Alberto L. Marchionni S.A. integra la Cámara de Procesadores y Exportadores de Maíz Pisingallo, conocida como CAMPI, una entidad sin fines de lucro, integrada por empresas que se desenvuelven en el mercado argentino y tiene como actividad principal el procesamiento, empaque, comercialización y exportación de maíz pisingallo.

Esta Cámara comercial ha estado en actividad desde el año 2005 y actualmente está formada por 13 socios activos (entre los que se encuentra Alberto L. Marchionni S.A.) y 5 socios adherentes, que representan alrededor del 75% de las exportaciones argentinas.

El trabajo de la Cámara ha sido fundamental para el crecimiento de la industria del maíz pisingallo en Argentina y ha contribuido a posicionar al país como el principal exportador mundial de este producto.

El éxito de la familia Marchionni, logrando posicionarse como uno de los principales proveedores de maíz pisingallo en la región y el mundo, generando empleo y divisas para el país, es un ejemplo de cómo las empresas argentinas pueden aprovechar y explotar las oportunidades que ofrece el rico mercado internacional ofrece.

+ posts

Es estudiante de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza, Argentina. Es miembro del Semillero de Investigación de dicha Facultad y del Grupo de Estudios sobre India y el Sudeste Asiático de la Universidad Nacional de Rosario. Cursó además la Diplomatura en Derecho y Estado Digital 4.0. Es pasante de SHEN, consultora de negocios con Asia y redactor en ReporteAsia.

Buscá en Reporte Asia