Preocupa la inflación en Corea del Sur

Moneda Corea del Sur

El primer viceministro de Finanzas de Corea del Sur, Lee Eog-weon, manifestó que el país debe tomar medidas preventivas para hacer frente a la creciente intranquilidad por la inflación.

Si bien la economía coreana ha dado señales de recuperación luego de la crisis generada por el COVID-19, la presión inflacionaria empuja al gobierno a tomar decisiones.

Lee manifestó en una reunión interna del gobierno que se debe «evitar que la presión inflacionaria limite un repunte económico e imponga cargas a la gente común», según consigna la Agencia Yonhap.

El crecimiento de la inflación

Durante el último marzo se registró la suba en los precios más alta de los últimos 14 meses, especialmente afectados por el sector agrícola y petrolero.

El índice de precios al consumidor subió un 1,5 por ciento interanual en marzo, cuando en febrero el aumento había del 1,1 por ciento interanual. Comparando con el año anterior, el índice creció un 0,1 por ciento intermensual.

Uno de los signos de la recuperación que se han visto en diversas economías es justamente cierta presión inflacionaria en los precios al consumidor, tras meses de freno económico.

Las medidas del gobierno de Corea del Sur

Con la preocupación por la desestabilización de los precios, el gobierno coreano apuntará a nivelar existencias de ciertos productos claves. En ese sentido, Lee anticipó importaciones de huevos y liberación del stock de arroz y otros productos agrícolas.

Por otro lado, también se anunció una donación de emergencia para los conductores de taxis de 700 mil wones (u$d 627) para paliar la crisis generada por la baja de clientes durante la pandemia.

Ya a fines de marzo, el gobierno coreano comenzó a repartir el cuarto lote de apoyo financiero directo a pequeños comerciantes y grupos afectados por el COVID-19 en un programa con un presupuesto de 15 billones de wones.